La desenfrenada trayectoria cinematográfica de Patricia Riggen

0

By/Por Ana Lilia Cortes, Editora de Asignaciones Especiales LWR

*“Por ser mujer y ser latina en Estados Unidos siempre he tenido una carrera desenfrenada  por lograr tener un espacio en el mundo del cine”

*“La misma luna” en el 2008 creo que fue la primera película en español de tema mexicano que llevó a la gente al cine, rompió récord de taquilla y empezó a demostrar que hay una audiencia que sale a ver películas que le interesan”…

*“Para conquistar espacios en el mundo del cine uno de mis secretos ha sido nunca dejar de trabajar, la verdad es que  soy muy trabajadora y disciplinada, cuando no tengo ganas de todas maneras le hecho ganas y cuando estoy cansada de todos modos me levanto”…

patricia-riggen3

LOS ÁNGELES, CA.- La cineasta tapatía Patricia Riggen continúa contra viento y marea conquistando a pulso su lugar en las grandes ligas en la Meca del Cine. Ganó un Oscar Estudiantil en el 2003 con un cortometraje cinco años antes de presentar ante el mundo “La Misma Luna” su primera película, y a partir de entonces ha realizado otros cuatro largometrajes incluida la taquillera “Miracles from Heaven” -que recaudó 73 millones de dólares- y  ha conquistado innumerables premios entre ellos “El Árbol de la Vida” recibido durante el Sexto Festival de Cine de Guadalajara en Los Ángeles.

Irónicamente la además guionista y paisana de Alfonso Cuarón, Alejandro González Iñárritu y Guillermo del Toro enfrenta el doble reto no sólo de ser una directora hispana en Estados Unidos, también de ser mujer, pero ya demostró que no la asusta ni el tener que bajar al fondo de la tierra para filmar una película tan impactante y emotiva como la de “Los 33” y lo está logrando en pleno corazón de Hollywood a pesar de que aquí tampoco abundan las oportunidades para las mujeres detrás de la cámara. En esta entrevista Riggen comparte una pequeña parte de sus motivaciones, proyectos, satisfacciones y sueños:

¿Qué significa para ti “El Árbol de la Vida”, tu emblemático premio por parte del Festival de Cine de Guadalajara en Los Ángeles?

“Es algo que me motiva mucho porque como soy de Guadalajara crecí yendo a su Festival de Cine y eso fue muy inspirador ya que además de ver cine mexicano  tenía oportunidad de conocer a los cineastas, eso como que me abrió los ojos, me acercó al mundo  de la cinematografía y me dio la oportunidad de visionar una carrera en ese mundo. Por otro lado me da como penita porque siento que mi carrera apenas está comenzando, no siento que ya sea como para recibir un homenaje a mi trayectoria, pero se los agradezco mucho de todas maneras.”

La verdad es que desde tu debut con “La Milpa” el cortometraje con el que debutaste cuando apenas eras estudiante de la Universidad de Columbia te hizo ganar un Oscar en los Student Academy Awards en el 2003, ¿Consideras que premios tan importantes te han ayudado a sembrar el camino en el que sigues cosechando triunfos?

“Si completamente, porque los festivales y los premios sirven justamente para eso, porque si hiciste tu peliculita y nadie te conoce, si de repente ganas un premio en un festival, en mi caso fue uno en Sundance con un documentalito y un Oscar Estudiantil por “The Cornfield”, el cortometraje del que hablas entre otros premios, y eso es lo que nos abre las puertas a los directores, son como nuestras tarjetas de presentación: “estas es mi películas, estos son mis premios, son reconocidas, dame oportunidad.” Esos cortometrajes y esos premios han sido muy importantes para mí para haber logrado realizar mi primer largometraje, que siempre es el más difícil.”

Precisamente con “La misma luna” tu primera película llamaste la atención porque al reflejar el drama de la separación de familias inmigrantes en Estados Unidos hiciste que la gente fuera al cine y que un sector del público americano de alguna manera tuviera una visión distinta del fenómeno migratorio.

“¡Sí!, recuerdo el momento exacto en que estrené “La misma luna” en el 2008 que creo que fue la primera película en español de tema mexicano que llevó a la gente al cine, rompió récord de taquilla el fin de semana de su estreno porque el público hispano llenó las salas y se empezó a demostrar que hay una audiencia que sale a ver películas que le interesan, eso ayudó de cierta manera a que parte del público americano viera a los inmigrantes con una nueva luz,

“Y es que normalmente los inmigrantes han sido vistos y retratados de una manera muy oscura, hasta deprimente, y el mostrarlos como gente bella, con valores, trabajadora, sincera, honesta, ayudó mucho. En aquel momento había grandes discusiones por una reforma migratoria y muchas protestas. Fue muy importante que hayan publicado en muchos periódicos que “La misma luna” le estaba dando una cara humana a un gran número estadístico, entonces puso su granito de arena en ese entonces y también le abrió muchas puertas hacia adelante al cine hispano y a las producciones en español en Estados Unidos y al reconocimiento por parte de la industria de que hay una audiencia que hay que atender.”

patricia-riggen-2

En esa película hiciste el lanzamiento internacional de dos grandes actores que ya eran famosos en México: Kate del Castillo y Eugenio Derbez, ¿Qué sientes al verlos convertidos  en dos de las figuras más reconocidas de nuestro país fuera de nuestra nación?

“La verdad me siento súper orgullosa porque los dos son no sólo súper talentosos sino gente muy buena, bella y grandes amigos, entonces me da mucha alegría celebrar sus éxitos y ver que continúan luchando por abrir los espacios de los latinos en Estados Unidos, estamos todos en la misma lucha.”

A Eugenio Derbez además lo incluiste en un personaje protagónico en tu filme “Miracles From Heaven” y es la película en inglés más importante que ha hecho Eugenio hasta este momento

“Creo que esa historia es muy importante en su carrera porque fue la primera en la que no salió como comediante y eso ayudó a que se le reconozca más como actor de cine, porque ya sabemos que él es muy bueno haciendo sus personajes como comediante, pero fue muy interesante ver la reacción del gran público y la crítica ante el descubrimiento y la sorpresa de que Eugenio es súper talentoso y verdaderamente puede hacer lo que quiera.”

Has recibido tres premios “Imagen” por representar a los latinos en tus películas de una manera positiva, ¿Cómo eliges tus proyectos?

“Si, los tres premios “Imagen” han sido por “La misma Luna”, por “Girl in Progress” y más recientemente por “Los 33”, lo que me recuerda que en mi corazón está el siempre retratar en mis películas a los latinos en este país de una manera positiva, es algo sumamente importante porque justamente el que Donald Trump hable de criminales y violadores también tiene que ver con que en las películas siempre nos representan de esa manera, entonces hay que contribuir en lo que uno puede desde su lugar en el mundo a cambiar esas percepciones.”

Por otro lado es impactante  que en pleno siglo XXI la industria cinematográfica siga siendo un negocio de hombres con sólo un 8 por ciento de directoras mujeres en Hollywood, ¿Qué significa para ti ser una de ellas?

“Mucha responsabilidad porque nosotras como directoras tenemos siempre que esforzarnos el doble para demostrar que si se puede confiar en las mujeres, porque a los hombres  les cuesta mucho trabajo creer en las cineastas y si fallamos, hacemos quedar mal a todo el resto que viene después porque nos tienen bajo la lupa. Si un hombre falla no importa, otro hombre es contratado pero si es al revés su conclusión es: “no hay que volver a contratar una mujer”, entonces el compromiso siempre es hacerlo lo mejor posible para seguir abriendo el camino.”

¿Cómo te inspiró y cómo recuerdas a la gran Matilde Landeta la primera directora de cine en México y qué significado tiene para ti ser una de las pocas directoras en la actualidad?

“Ella es alguien que tengo muy presente porque cuando cursé mi carrera estudié a Matilde Landeta, incluso mi tesis fue sobre realizadoras del cine mexicano y en ese momento había cuatro: Marisa Sistach, Dana Rostberg, María Novaro y Busi Cortés, pero la que había abierto el camino para todas fue precisamente Matilde Landeta quien se inició en el mundo del cine en los años treinta y logró ser directora y guionista desde finales de los cuarentas, ¡no había nadie más! Por lo que fue un gran ejemplo de alguien que tenía sobre todo valentía de enfrentarse a quien fuera y lograr abrirse paso.”

“Desgraciadamente en casi setenta años que hace que Landeta dirigió su primera película en 1948, en el mundo del cine de México y Estados Unidos no han cambiado mucho las cosas porque sigue sin haber muchas oportunidades para las cineastas. Este es muy buen momento de cambio para mantener esta conversación viva porque pienso que si se sigue hablando de esto continuará provocándose la conciencia sobre todo en los que toman las decisiones de las contrataciones para disminuir la discriminación y aumentar participación de las mujeres detrás de la cámara.”

¿A propósito de equidad de género, puedes hablarnos de tu participación en la película del grupo “We Do It Together” en el que participarán otras mujeres directoras consideradas entre las mejores del mundo para motivar a que den mayores oportunidades a las cineastas talentosas como tú?

“Hasta ahorita me parece que seremos ocho directoras como Catherine Hardwicke, Juliete Binoche, Jessica Chastain, Queen Latifah y otras más de países como Estados Unidos, Arabia Saudita, Polonia, Brasil… y yo representaré a México. Realizaré  una comedia mexicana que filmaré en Guadalajara sobre los hombres mexicanos en la que mostraré un poco la responsabilidad que tenemos las mujeres en el problema. Espero estar filmando en noviembre o diciembre, ya se está acercando la fecha y el plan es estrenarla el próximo año en el Festival de Venecia.”

Eres súper joven y ya tienes gran reconocimiento también por los cinco importantes largometrajes que has realizado, ¿Cuál es el sueño que tienes como directora?

“La verdad es que siento que haber logrado hacer cinco películas en diez años si es muy buen récord porque son muy difíciles de realizar,  he estado haciendo una casi cada dos años lo que ha implicado hacerlas una tras otra y en este momento estoy buscando mi siguiente largometraje, estoy tomándomelo con un poquito más de calma porque por ser mujer y ser latina siempre he estado como en una carrera desenfrenada por lograr tener un espacio en el mundo del cine.”

“Ahora siento que tengo el momento de detenerme un poco y elegir muy bien mi siguiente proyecto, mi meta a largo plazo es completar con el tiempo al menos veinte películas, me gustaría que fueran más grandes, encontrar cosas que le lleguen a más gente aunque “Los milagros del cielo” tuvo mucho éxito, pero precisamente ahora no sé muy bien hacia qué dirección iré en mi siguiente película.”

En otro tema, ¿Qué te da fortaleza?, porque para ningún inmigrante es fácil abrirse paso en Estados Unidos y cuál ha sido tu proceso para superarte y salir adelante?

“Para conquistar espacios en el mundo del cine uno de mis secretos ha sido nunca dejar de trabajar, la verdad es que  soy muy trabajadora y disciplinada, cuando no tengo ganas de todas maneras le hecho ganas y cuando estoy cansada de todos modos me levanto, si necesito hacer algo en sábado, domingo o a media noche lo hago, soy muy cumplida además de ponerle de verdad muchas ganas a todo porque los mexicanos somos muy trabajadores y eso es muy bueno, yo creo que esa es la clave.”

¿Qué te inspira y te motiva?

“Me inspira la bondad humana, me gusta mucho hablar de temas y hacer películas de personajes que logran salir adelante a través de la bondad humana, me gusta mucho cuando veo a los humanos ayudándose los unos a los otros, creo que eso en cierta manera es algo que está representado en todas las películas que he hecho y que me lleva, me motiva, siempre que veo algo así en un guión es lo que me lleva a realizarlo y justifica todo el esfuerzo por eso me gusta hacer cine que inspire a la gente a ser mejores seres humanos.”

Share.

Comments are closed.